sábado, 22 de enero de 2011

Maullidos y ronroneos

Asi nos seduce el gato
El gato es una de las mascotas más comunicativas. Además de la voz usa una gran cantidad de señales corporales a través de su cuerpo y de la cola. Si se observan esos movimientos, se podrá saber cuál es el estado de ánimo. La postura de las orejas y de los bigotes pueden revelar miedo, atención e interés o agresión. La cola también transmite informaciones importantes. Cuando el gato mueve la cola rápidamente de lado a lado, a diferencia del perro, no está para nada a gusto. Está nervioso y puede que esté a punto de perder la paciencia con aquel niño que lo está atormentando.


El maullido, expresión vocal del gato

Vocal mente el gato se expresa por maullidos. El maullido es el sonido típico del lenguaje gatuno. Según la pronunciación y la entonación que el gato le dé, significará diferentes cosas. En general recurren a este sonido cuando expresan dolor o sufrimiento, cuando solicitan atención (por ejemplo, para ser alimentados) o hasta como saludo. Unos ejemplares vocalizan muy a menudo, otros lo hacen raramente. El gato tiene una variedad de maullidos que ronda los cien tipos diferentes, y a veces algunos son capaces de emitir sonidos que se asemejan al lenguaje humano.
Hay que saber un particular curioso: salvo en el caso de madres y pequeños, los gatos no se comunican mediante maullidos entre sí, sino que usan su voz solamente para comunicar con los humanos. Especialmente los gatos que han crecido con personas, aprenden pronto que con los humanos hay que hablar: hablando la  gente se entiende!, dice el refrán humano. Y los gatos se han adaptado a fin de obtener lo que quieren de sus amos - o siervos- humanos. Algunas razas son más vocalizadoras que otras. Por ejemplo vimos que los siameses y los birmanos son conocidos por sus voces sonoras. Los gatos maúllan para que les abramos la puerta o la ventana para salir, para que les demos comida, y otras veces al parecer para que les demos atención sin más, como si quisieran compañía. El hombre, mascota del gato.
Pese a todo esto es necesario saber que los maullidos excesivos pueden ser signo de un problema de salud o comportamental. Por ejemplo, al envejecer el gato puede sentirse desorientado, confuso o necesitar más atención, por lo que su maullido puede incrementarse. Si el volumen del maullido aumenta considerablemente, puede ser síntoma de que su oído ha decrecido al igual que en las personas. Los maullidos excesivos pueden ser parte de una estrategia de obtención de privilegios que ha aprendido mediante experiencia. Maúllan para obtener lo que quieren y siguen haciéndolo hasta que lo obtienen. En estos casos, los expertos sugieren, para corregir esta táctica acostumbrada no darles atención cuando maúllan, puesto que reforzarfamos su  mecanismo, sino que se les dará cuando no lo hagan. Evidentemente, primero tenemos que saber  exactamente qué quieren conseguir.


Gruñidos y silbidos

Otro sistema comunicativo de los gatos es el gruñido y el silbido. Recurren a ellos cuando se sienten en peligro o están enfadados. Especialmente el gato asustado resulta peligroso ya que puede atacar repentinamente para protegerse. Así que ya sabéis:
1. Tratad a vuestro gato con respeto y dulzura y no permitid a los niñPs que lo usen como un juguete.
2. Si notáis que está poniéndose nervioso, por ejemplo durante el juego, no lo excitéis más, dejad que se calme.
3. Si empieza a silbar o a gruñir, lo hará porque habéis pasado los límites. Dejadle en paz y más tarde prodígale caricias y háblale suave (los gatos odian los sonidos fuertes). 


Otra forma de comunicacion

El ronroneo también es una forma de comunicación, pero rodeada de más misterio que el maullido, puesto que su función es más compleja. Todos saben que el gato ronronea cuando está contento y plácido.  Asimismo, ronronean cuando hay otros gatos, como cuando una madre se encuentra con sus pequeños. Y los ejemplares que maúllan enérgicamente pueden maullar y ronronear al mismo tiempo. Una buena señal de qye el ronroneo es efecto de contento, tranquilidad y relajación es que el gato'parpadeará lentamente o cerrar parcialmente los ojos.
Pero lo que ha atraído el interés de los estudiosos es la observación de que el gato ronronea también cuando está angustiado, afligido o cuando siente dolor. ¿Cómo se explica esta contradicción? Hay varias teorías científicas sobre el asunto. Una dice que el ronroneo depende de cómo están hechas las cuerdas vocales del gato y de la presencia de unas "falsas cuerdas vocales". A causa de esta conformación el aire, cuando entra y sale, produce el sonido característico. Otra teoría sostiene que el ronroneo es producido por varios músculos de la laringe, cuya retracción produciría la vibración. Un estudio ha determinado que el ronroneo implica la activación de los nervios de la caja vocal. Estos nervios causan la vibración de las cuerdas vocales mientras que el diafragma funciona como un pistón que impulsa aire dentro y fuera de las mismas cuerdas vibrando.
El veterinario Neils C. Pederson, autor de Feline Husbandry, afirma que el ronroneo comienza desde el sistema nervioso central y es pues, un acto voluntario. En otros términos: los gatos ronronean cuando quieren hacerlo. Otra teoría más afirma que el ronroneo es el producto del flujo sanguíneo. La vibración se originaría en la vena cava posterior, en el punto donde atraviesa el diafragma. La contracción de los músculos debido a la respiración comprimiría el flujo sanguíneo transformándolo de suave a fuerte. Las vibraciones se amplificarían a causa de los bronquios llenos de aire. Aunque esta sea la teoría más acreditada actualmente, la verdad es que ninguna ha logrado probarse definitivamente y zanjar el asunto sobre el origen de este sonido típico de los felinos. ¿Cuándo ronronean los gatos? Empiezan muy pronto. Ya el segundo día de vida son capaces de ronronear, así que, aun recién nacidos, sordos y ciegos, los gatitos pueden saber dónde está su madre gracias al ronroneo. Las hembras adultas ronronean también durante el cortejo, la cópula y el parto. En cambio, los machos adultos lo emplean para evitar que se produzcan luchas entre ellos. Al parecer el ronroneo reduce la posibilidad de enfrentamiento, apaciguando la situación al recordarles su infancia.

Diferentes tipos de ronroneos

Al clasificar los sonidos gatunos se deben considerar tres variables: la duración, la entonación y la intensidad.
El ronroneo está presente durante toda la vida del gato. Normalmente los ronroneos se acoplan a momentos placenteros, pero las investigaciones han demostrado que se producen también durante un periodo de enfermedad, cuando el gato está herido, en situaciones  traumáticas y previamente a su muerte. Los expertos
hablan de dos tipos de ronroneo: el post apreciativo o agradecido, que se produce cuando el  gato recibe algo de su agrado, y el anticipatorio, que emite para conseguir lo que desea en ese momento. Cada gato tiene una manera distinta de ronronear siendo individual y particular de cada ejemplar, como la voz humana. Es posible que un gato sea un "ronroneador" compulsivo, apasionado y entusiasta. En cambio otros gatos puede que emitan el sonido en forma de susurro o hasta tan discretamente que resulta imposible de escuchar salvo si se les pone una mano en la garganta para detectar las vibraciones. Lo que resulta seguro es que el ronroneo puede ser usado por múltiples funciones, inclusive la de calmarse a sí mismo. En efecto, algunos  investigadores sostienen que el ronroneo estimula la secreción de endorfinas, analgésicos naturales que reducen el dolor durante el proceso de curación. Esto podría también explicar el motivo del ronroneo para disuadir los enfrentamientos. El ronroneo en situación de estrés ha sido equiparado a una especie de "mantra" que ayudaría el gato a relajarse a través de la vibración que produce. De hecho en los mantras del yoga la vibración que produce su vocalización ayuda la concentración y la relajación. Sea como fuere, parece que ésta sea una de aquellas cosas que los gatos mantendrán secretas durante algún siglo más (la investigación sobre el ronroneo empezó en el siglo pasado, y sigue actual!l. El hecho es que los gatos tienen una fuerte cuan inexplicable resistencia al dolor, por lo que se puede sospechar que el ronroneo, esta habilidad suya, esté directamente relacionada con su estoicismo. y ahora una pregunta, justo para complicar más el tema.  ¿Ronronean los gatos cuando están a solas? Parece la pregunta Zen que el maestro dirige al discípulo: "Si un árbol cae en el bosque y no hay nadie que lo pueda oír, ¿qué sonido hace?" en verdad nadie sabe con certeza   si los gatos ronronean a solas o no, pero parecería que sí. Si el sonido se inicia en el sistema nervioso central, como sostiene Pederson, y es un acto voluntario, no habría contraindicación a que el gato pueda hallar muchas razones para ronronear cuando esté a solas.
(La época de más maullidos de Linsha fue con el collar isabelino)
El poder curativo del ronroneo

Recientes estudios norteamericanos (2008) sobre ratones han demostrado lo que los yogui sostenían desde la antigüedad, es decir, que las vibraciones correctas son capaces de curar el cuerpo y hasta de convertir al  tejido adiposo en hueso. Es asombroso que una corroboración de estos hallazgos venga de la medición de los Herzios en el ronroneo de los gatos. Oscilan entre 25 y 150 Hz, hallándose que la frecuencia del sonido en este espectro puede precisamente estimular el crecimiento óseo y el proceso de curación.
Los gatos ronronean dentro de una variedad de diferentes vibraciones desde lo profundo hasta lo elevado en tono. Se ha probado que un mismo individuo varía su ronroneo dependiendo de su humor y/o estado  fisiológico. Por ejemplo, se puede observar cómo varía el ronroneo del gato que se está durmiendo, que va  lentamente decreciendo hasta quedar dormido. Cuando por ejemplo notamos el gato ronronear profunda y lentamente, sabemos que se ha dispuesto en el nivel bajo de frecuencia, alrededor de los 26 herzios,  justamente la velocidad  de un motor diesel lento.
Según otra teoría, el ronroneo no es una manifestación de afecto, sino de petición de amistad, por lo que  tendría la finalidad de vitar daños. y ya hemos mencionado la teoría que sostiene que este sonido es un mecanismo de curación, para reparar y mantener huesos, tendones y músculos. Además es sabido que los gatos son ampliamente usados en la "terapia asistida por animales" en los hospitales de muchos países. Se ha probado que la presencia de un gato en el regazo logra desminuir la presión sanguínea, especialmente en las personas ancianas.

Curiosidades

Anteriormente se creía que los gatos eran los únicos animales capaces de ronronear. Hoy sabemosque otros ronroneadotes son los conejos de India en celo, los conejos, ardillas, lemures, y los elefantes y los gorilas cuando comen. De entre los felinos es solamente hace poco que se ha descubierto que el gato no es el único que ronronea. Lo hacen también leones, tigres, jaguares y leopardos, pero pueden hacerla solamente durante la espiración, y también guepardos y serval.
(fuente: perros y compañia)